Health Information

Calcio

The more you know about your health, the better prepared you are to make informed healthcare decisions. Our health library gives you the information you need to take charge of your health.

Formas del Complemento / Nombres Alternos:

  • Bonemeal
  • Aspartato de Calcio
  • Carbonato de Calcio
  • Quelato de Calcio
  • Citrato de Calcio
  • Citrato Malato de Calcio
  • Gluconato de Calcio
  • Lactato de Calcio
  • Orotato de Calcio
  • Dolomita
  • Calcio de Concha de Ostra
  • Fosfato Tricálcico

El calcio es el mineral más abundante en el cuerpo, formando cerca de un 2% de peso total del cuerpo. Más del 99% del calcio en su cuerpo se encuentra en los huesos, pero el otro 1% es tal vez tan importante para la buena salud. Muchas enzimas dependen del calcio con el objeto de funcionar adecuadamente, así como lo hace su mecanismo nervioso, cardiaco y de coagulación sanguínea.

Para formar los huesos, usted necesita tener suficiente calcio en su dieta. Pero a pesar del jugo de naranja fortificado con calcio y de los mejores esfuerzos de la industria de los productos lácteos, la mayoría de los estadounidenses tienen deficiencia de calcio. 1 Los suplementos de calcio son una manera simple de asegurar que usted esté obteniendo lo suficiente de este material.

Uno de los principales usos del calcio es prevenir y tratar la osteoporosis, la pérdida progresiva de masa ósea a la cual las mujeres posmenopáusicas son especialmente vulnerables. El calcio funciona mejor cuando se combina con vitamina D.

Otra evidencia sugiere que el calcio puede tener otro uso importante: Reducir los síntomas del PMS.

Requerimientos/Fuentes

Aunque existen algunas variaciones entre las recomendaciones emitidas por diferentes grupos, las recomendaciones oficiales de Estados Unidos y de Canadá para la ingesta diaria de calcio son como sigue:

  • Bebés de 0 a 6 meses, 210 mg De 7 a 12 meses, 270 mg
  • Niños de 1 a 3 años, 500 mg De 4 a 8 años, 800 mg
  • Hombres y Mujeres de 9 a 18 años, 1,300 mg De 19 a 50 años, 1,000 mg De 51 años y mayores, 1,200 mg
  • Mujeres embarazadas 1,000 mg (1,300 mg si es menor de 19 años de edad)
  • Mujeres amamantando 1,000 mg (1,300 mg si es menor de 19 años de edad)

Para absorber el calcio, su cuerpo también necesita de un nivel adecuado de vitamina D (para más información, vea el artículo sobre vitamina D ).

Varios medicamentos pueden dañar la absorción de calcio o su metabolismo, ya sea directamente o a través de efectos sobre la vitamina D. Las personas que usan éstos pueden beneficiarse al tomar calcio adicional y vitamina D. Los medicamentos involucrados incluyen corticosteroides , 30-32heparina , 33-35isoniazida , 36-38 y anticonvulsivos . 39-45Nota: el carbonato de calcio podría interferir con los efectos de los medicamentos anticonvulsivos y por esa razón no deben tomarse a la misma hora del día. 46,47

La leche, el queso y otros productos lácteos son excelentes fuentes de calcio. Otras buenas fuentes incluyen el jugo de naranja o la leche de soya fortificada con calcio, pescado enlatado con sus espinas (por ejemplo, las sardinas), verduras verde oscuras, nueces y semillas y el tofu procesado con calcio.

Muchas formas de suplementos de calcio están disponibles en el mercado, cada una con sus propias ventajas y desventajas:

Formas Derivadas Naturalmente del Calcio

Estas formas de calcio provienen de los huesos, conchas o la tierra: Alimento de huesos, conchas de ostras y la dolomita. Los animales concentran el calcio en sus conchas y el calcio se encuentra en minerales en la tierra. Estas formas de calcio son económicas y usted puede obtener tanto como 500 a 600 mg en una tableta. Sin embargo, existen preocupaciones de que las formas naturales de complementos de calcio puedan contener cantidades significativas de plomo. 2 El nivel de contaminación se ha reducido en años recientes, pero todavía puede presentar un riesgo para la salud. 3,4 Los complementos de calcio rara vez listan el contenido de plomo de sus fuentes, aunque deberían. La concentración de plomo siempre debe ser menor a 2 partes por millón.

Carbonato de Calcio Refinado

Este es el complemento de calcio comercial más común y también se usa como un antiácido común. El carbonato de calcio es una de las formas menos caras de calcio, pero puede causar estreñimiento y distensión y puede no ser bien absorbido por las personas con niveles reducidos de ácido estomacal. Tomarlo con alimentos mejora la absorción, debido a que el ácido estomacal es liberado para digerir la comida. 121 (Vea el Quelato de Calcio.)

Quelato de Calcio

El quelato de calcio es el calcio vinculado a un ácido orgánico (citrato, citrato de malato, lactato, gluconato, aspartato u orotato). Las formas de quelato de calcio ofrecen algunas ventajas y desventajas significativas al compararlo con el carbonato de calcio.

Ciertas formas de quelato de calcio (citrato de calcio y citrato malato de calcio) se creían ampliamente mejor absorbidos de manera significativa y más efectivos para el tratamiento de la osteoporosis que el carbonato de calcio. Sin embargo, mientras que algunos estudios apoyan esta creencia 6,7,9,10 otros no lo hacen. 8,122,123 La discrepancia puede se puede deber a los productos particulares de carbonato de calcio usados; algunas fórmulas de carbonato de calcio pueden disolverse mejor que otras.

El quelato de calcio es mucho más caro y voluminoso que el carbonato de calcio. En otras palabras, usted tiene que tomar pastillas grandes y muchas de ellas, para obtener suficiente calcio. Realmente no es poco común la necesidad de tomar cinco o seis cápsulas grandes diariamente para proporcionar la cantidad necesaria, una cantidad que algunas personas pueden encontrar problemática.

La forma de calcio encontrada en la bebidas es normalmente la forma quelatada, citrato malato de calcio, o una forma ligeramente menos absorbida, el fosfato tricálcico.

Dosis Terapéuticas

A diferencia de algunos complementos, el calcio no se toma en altas dosis para un especial beneficio terapéutico. En vez de eso, para todos sus usos éste debe ser tomado en las cantidades listadas bajo Requerimientos/Fuentes, junto con el nivel recomendado de vitamina D (vea el artículo sobre la vitamina D para cantidades adecuadas de dosis).

Los estudios sobre la absorción del calcio han encontrado que su cuerpo no puede absorber más de 500 mg de calcio a la vez. 11 Además, esto es más efectivo que tomar su calcio total diario en dos o más dosis.

No es posible poner todo el calcio que usted necesita en una sola tableta multivitamínica/mineral , porque este es un complemento que debe ser tomado solo.

Además, el calcio pueden interferir con la absorción del cromo y el manganeso . 12,13,14 Aunque el calcio presente en algunos antiácidos o complementos puede alterar la absorción de magnesio , este efecto aparentemente no tiene influencia significativa en el estado general del magnesio. 15,16

Si usted toma algunos de estos suplementos, es mejor hacerlo en un momento distinto a cuando toma el calcio. Esto significa que lo mejor es tomar su mineral multivitamínico y pastilla mineral en un momento separado de su suplemento de calcio.

El calcio también puede inteferir con la absorción del hierro , 17 - 22 pero usted no debe tomar calcio extra a menos que sepa que tiene deficiencias de éste.

Algunos estudios muestran que el calcio puede disminuir la absorción del zinc cuando los dos se toman juntos como complementos; sin embargo, los estudios han encontrado que, en la presencia de alimentos, los niveles de zinc no pueden ser afectados por el incremento ya sea de complementos alimenticios o de calcio. 23 - 29

Varias sustancias han sido examinadas por su potencial al mejorar la absorción del calcio, tales como los fructooligosacáridos de cadena corta y los caseinofosfopétidos, pero todavía no hay evidencia confiable de que éstos sean útiles. 128,129

Usos Terapéuticos

Hay pocas dudas de que la complementación de calcio sea útil al ayudar a prevenir y hacer más lenta la osteoporosis . 48 - 55 Si usted es una mujer que pasa por la menopausia, esto es verdadero ya sea que esté tomando o no esté tomando estrógeno. Los complementos de calcio funcionan mejor cuando se combinan con vitamina D.

Un nuevo y bastante sorprendente uso del calcio vino a la luz cuando un estudio grande y bien diseñado descubrió que el calcio es un tratamiento efectivo para el PMS (síndrome premenstrual). 56 Los complementos de calcio reducen todos los síntomas mayores, incluyendo dolor de cabeza, antojo de comida, mal humor y retención de líquidos. Puede haber una conexión entre estos dos usos del calcio: Se ha sugerido que el PMS puede ser una señal temprana de futura osteoporosis. 57,58

Alguna evidencia sugiere que conseguir suficiente calcio puede reducir el riesgo de desarrollar cáncer de colon y pólipos de colon, una condición precancerosa. 59

Los individuos que tienen deficiencia de calcio pueden estar en un riesgo mayor de desarrollar presión arterial alta . 60,61,126 Entre los individuos que ya tienen hipertensión, el incremento en el consumo de calcio podría reducir ligeramente la presión arterial, de acuerdo a algunos, pero no todos los estudios. 62,127

Los complementos de calcio pueden mejorar ligeramente el perfil del colesterol . 63,64,124

Un estudio preliminar sugiere que la complementación con calcio y vitamina D puede ser útil para mujeres con síndrome ovárico poliquístico. 65

La complementación con calcio también ha sido probada como un tratamiento para prevenir la preeclampsia en mujeres embarazadas. Debido a que la evidencia de los estudios es conflictiva, 66,67,68 la complementación con calcio puede ser efectiva en mujeres que empiezan con bajos niveles de calcio.

El medicamento metformina , usado para la diabetes, interfiere con la absorción de vitamina B 12 . De forma interesante, los complementos de calcio pueden revertir esto, permitiendo que la vitamina B 12 se absorba normalmente. 70

La rápida pérdida de peso en mujeres posmenopáusicas con sobrepeso parece acelerar ligeramente la osteoporosis. 71 Por esta razón, tomar complementos de calcio y vitamina D puede ser especialmente adecuado para las mujeres en una severa dieta de pérdida de peso. De forma interesante, hay un poco de evidencia (demasiado débil todavía para apoyarnos) de que los complementos de calcio también pueden facilitar la pérdida de peso en alguna extensión. 72,130

Un estudio pequeño pero cuidadosamente conducido sugiere que obtener suficiente calcio puede ayudar a controlar los síntomas del dolor menstrual . 89

Finalmente, el calcio es también algunas veces recomendado para el trastorno del déficit de atención , dolores de cabeza por migraña y enfermedad periodontal , pero no existe aún evidencia significativa de que éste sea efectivo para estas enfermedades.

¿Cuál es la Evidencia Científica para el Calcio?

Osteoporosis

Numerosos estudios doble ciego controlados por placebo nos dicen que los complementos de calcio son útiles en la prevención y retraso de la osteoporosis , la pérdida progresiva de masa ósea a medida que envejecemos. El complemento de calcio en las dosis recomendadas parece reducir la pérdida ósea en las mujeres posmenopáusicas en cada parte de su cuerpo excepto la columna. 73-75 Cuando la vitamina D se toma junto con el calcio, puede ser posible que no sólo la haga más lenta sino que de hecho revierta la osteoporosis, en la columna así como en otros huesos. 76 Sin embargo, el uso del calcio y la vitamina D debe ser continuo. Las mejorías en el hueso desaparecen rápidamente una vez que se ha detenido el complemento. 77

Los complementos de calcio, al menos el calcio citrato malato, pueden hacer un mejor trabajo al reforzar los huesos en individuos con ingesta relativamente alta en proteína. 125

Los complementos de calcio también son útiles para la muchachas jóvenes como una manera de "poner el calcio en el banco" - construyendo una reserva para el futuro con el objeto de prevenir la osteoporosis más tarde. 79,80 Sin embargo, el ejercicio puede ser incluso más importante. 81

Un estudio descubrió que en las mujeres embarazadas con deficiencia de calcio, los complementos de calcio pueden mejorar los huesos de sus hijos no nacidos. 82

La evidencia sugiere que el uso de calcio combinado con vitamina D puede ayudar a proteger contra la pérdida ósea causada por medicamentos corticosteroides tales como la prednisona. Una revisión de cinco estudios que cubren un total de 274 participantes reportó que los complementos de calcio y vitamina D previnieron de manera significativa la pérdida ósea en individuos tratados con corticosteroides. 83

Por ejemplo, en un estudio de 2 años doble ciego controlado por placebo que dio seguimiento a 65 individuos con artritis reumatoide que tomaban bajas dosis de corticosteroides, la complementación diaria con 1,000 mg de calcio y 500 IU de vitamina D revirtió la pérdida ósea inducida por esteroides, causando un aumento óseo neto. 84

Existe alguna evidencia de que los ácidos grasos esenciales puedan aumentar la efectividad del calcio. En un estudio, a 65 mujeres posmenopáusicas les fue dado calcio junto con un placebo o una combinación de ácidos grasos omega-6 (del aceite de onagra ) y ácidos grasos omega-3 (del aceite de pescado ) por un periodo de 18 meses. Al final del periodo de estudio, el grupo que recibió las ácidos grasos esenciales tuvo una densidad ósea mayor y menos fracturas que el grupo del placebo. 85 Sin embargo, un ensayo de 12 meses doble ciego de 42 mujeres posmenopáusicas no encontró beneficios. 86 La explicación para la discrepancia puede basarse en las diferencias entre las mujeres estudiadas. El primer estudio involucró a mujeres que vivían en asilos, mientras que el segundo estudió a mujeres más saludables que vivían por su cuenta. El último grupo de mujeres puede haber estado mejor nutrido y ya recibía suficientes ácidos grasos en su dieta.

Síndrome Premenstrual (PMS por sus siglas en inglés)

De acuerdo a un estudio grande y bien diseñado publicado en un número de 1998 del American Journal of Obstetrics and Gynecology, los complementos de calcio son un tratamiento simple y efectivo para una amplia variedad de síntomas de PMS . 87 En un estudio doble ciego controlado por placebo de 497 mujeres, 1,200 mg diarios de calcio como carbonato de calcio redujeron los síntomas del PMS a la mitad por un periodo de tres ciclos menstruales. Estos síntomas incluyen cambios de humor, dolores de cabeza, antojos alimenticios y distención. Estos resultados corroboraron estudios previos más pequeños. 88,89

Colesterol Alto

En un estudio de 12 meses con 223 mujeres posmenopáusicas, el uso del citrato de calcio en una dosis de 1 gramo diariamente mejoró la proporción de los niveles de colesterol HDL ("bueno") con los niveles de colesterol LDL ("malo"). 124 La extensión de este progreso fue estadísticamente significativa (al compararla con el grupo del placebo), pero no muy grande en términos prácticos. Similarmente, se observaron beneficios modestos en un estudio previo más pequeño, doble ciego controlado por placebo. 63 Un tercer estudio doble ciego controlado por placebo no logró averiguar algunos efectos estadísticos significativos. 64

Cáncer de Colon

Evidencia sugiere que el uso de carbonato de calcio puede inhibir el desarrollo de pólipos precancerosos en el colon y el recto. Un estudio doble ciego controlado por placebo dio seguimiento a 832 individuos con un historial de pólipos durante 4 años. 90 Los participantes recibieron ya sea 3 gramos diarios de carbonato de calcio o placebo. El grupo del calcio experimentó 24% menos pólipos generales que el grupo del placebo.

También existe evidencia de estudios observacionales en los que un alto contenido de calcio estaba asociado con una incidencia reducida de cáncer de colon , 91 pero no todos los estudios han encontrado esta asociación. 92

Cuestiones de Seguridad

En general, es seguro tomar 2,500 mg de calcio diariamente, aunque esto es más de lo que necesita. 93,119 De gran manera la ingesta excesiva de calcio puede causar numerosos efectos secundarios, incluyendo depósitos peligrosos o dolorosos dentro del cuerpo.

Si usted tiene cáncer, hiperparatiroidismo o sarcoidosis, debe tomar calcio sólo bajo la supervisión del médico.

El uso de complementos de calcio pueden incrementar levemente el riesgo de cálculos renales. 96,132 Sin embargo, el incremento en la ingesta de calcio proveniente de los alimentos no parece tener este efecto, y podría incluso ayudar a prevenir los cálculos. 94,95,97,132 Basados en esto, los individuos con un historial de cálculos renales deben mejor ser aconsejados de obtener su calcio de otros alimentos en vez de los suplementos.

Grandes estudios observacionales han encontrado que ingestas más altas de calcio están asociadas con un incremento en el riesgo de cáncer de próstata. 98,99,100 Este parece ser el caso si el calcio proviene de la leche o de complementos de calcio. Sin embargo, sin investigación posterior es difícil decir si esto es una causa y efecto de relación o simplemente una correlación accidental.

Los complementos de calcio combinados con altas dosis de vitamina D pueden interferir con algunos efectos de los bloqueadores de canales de calcio. 101 Es muy importante que usted consulte a su médico antes de intentar esta combinación.

Han surgido preocupaciones respecto a si el aluminio en algunos antiácidos puede que no sea bueno para usted. 102 Existe alguna evidencia de que los complementos de citrato de calcio puedan incrementar la absorción de aluminio; 103 - 107 por esta razón, puede no ser una buena idea tomar citrato de calcio a la misma hora del día de los antiácidos que contengan aluminio. Otra opción es usar diferentes formas de calcio o evitar los antiácidos que contengan aluminio.

Cuando se toman por un largo periodo, los diuréticos tiazídicos tienden a incrementar los niveles de calcio en el cuerpo al disminuir la cantidad excretada por el cuerpo. 108 - 111 No es probable que esto cause un problema. Sin embargo, si usted está usando diuréticos tiazídicos, debe consultar con su médico sobre las dosis adecuadas de calcio y vitamina D para usted.

Finalmente, el calcio puede interferir con la absorción de antibióticos de la familia de las tetraciclinas y el fluoroquinolona así como con la hormona tiroides. 112 - 118 Si está tomando cualquiera de estos medicamentos, usted debe tomar complementos de calcio al menos dos horas antes de o después de la dosis de su medicamento.

Interacciones de las que Debe Estar Consciente

Si usted está tomando

  • Corticosteroides , heparina o isoniazida : Usted puede necesitar más calcio.
  • Hidróxido de aluminio : Usted debe tomar citrato de calcio al menos con 2 horas de diferencia para incrementar la absorción del aluminio.
  • Los anticonvulsivos fenitoína (Dilantin) , carbamazepina , fenobarbital o primidona : Usted puede necesitar más calcio; sin embargo, puede ser recomendable tomar su dosis de anticonvulsivo y su complemento de calcio al menos con dos horas de diferencia debido a que cada uno interfiere con la absorción del otro.
  • Antibióticos en la tetraciclina o fluorquinolona ( Cipro , Floxina , Noroxin ) familias u hormona tirodes: Debe tomar el complemento de calcio al menos 2 horas antes o después de su dosis de medicamentos, debido a que el calcio interfiere con la absorción de estos medicamentos (y viceversa).
  • Diuréticos de tiazida ; No tome calcio extra excepto con el consejo de un médico.
  • Canales bloqueadores de calcio : No tome el calcio junto con altas dosis de vitamina D excepto por consejo de un médico.
  • Calcio: Usted puede necesitar extra hierro , manganeso , zinc y cromo . Idealmente, usted debe tomar el calcio a diferente hora de día a partir de estos otros minerales, debido a que puede interferir con su absorción.
  • Soya : Un constituyente de la soya llamado ácido fítico puede interferir con la absorción de calcio, así que puede ser aconsejable esperar dos horas antes de tomar complementos de calcio para comer soya (o viceversa).
  • Metformina: Tomar un complemento de calcio puede ser benéfico.

Revision Information

  • 1

    McCarron DA. Dietary calcium and lower blood pressure: we can all benefit [editorial]. JAMA . 1996;275:1128 - 1129.

  • 2

    Bourgoin BP, Evans DR, Cornett JR, et al. Lead content in 70 brands of dietary calcium supplements. Am J Public Health. 1993;83:1155 - 1160.

  • 3

    Ross EA, Szabo NJ, Tebbett IR. Lead content of calcium supplements. JAMA. 2000;284:1425 - 1429.

  • 4

    Heaney RP. Lead in calcium supplements: cause for alarm or celebration? JAMA. 2000;284:1432 - 1433.

  • 5

    Heller HJ, Greer LG, Haynes SD, et al. Pharmacokinetic and pharmacodynamic comparison of two calcium supplements in postmenopausal women. J Clin Pharmacol . 2000;40:1237 - 1244.

  • 6

    Heller HJ, Stewart A, Haynes S, et al. Pharmacokinetics of calcium absorption from two commercial calcium supplements. J Clin Pharmacol. 1999;39:1151 - 1154.

  • 7

    Dawson-Hughes B, Dallal GE, Krall EA, et al. A controlled trial of the effect of calcium supplementation on bone density in postmenopausal women. N Engl J Med . 1990;323:878 - 883.

  • 8

    Sheikh MS, Santa Ana CA, Nicar MJ, et al. Gastrointestinal absorption of calcium from milk and calcium salts. N Engl J Med . 1987;317:532 - 536.

  • 9

    Miller JZ, Smith DL, Flora L, et al. Calcium absorption from calcium carbonate and a new form of calcium (CCM) in healthy male and female adolescents. Am J Clin Nutr . 1988;48:1291 - 1294.

  • 10

    Heller HJ, Greer LG, Haynes SD, et al. Pharmacokinetic and pharmacodynamic comparison of two calcium supplements in postmenopausal women. J Clin Pharmacol . 2000;40:1237 - 1244.

  • 11

    Harvey JA, Zobitz MM, Pak CY. Dose dependency of calcium absorption: a comparison of calcium carbonate and calcium citrate. J Bone Miner Res. 1988;3:253 - 258.

  • 12

    Seaborn CD, Stoecker BJ. Effects of antacid or ascorbic acid on tissue accumulation and urinary excretion of 51 chromium. Nutr Res . 1990;10:1401 - 1407.

  • 13

    Freeland-Graves JH, Lin PH. Plasma uptake of manganese as affected by oral loads of manganese, calcium, milk, phosphorus, copper, and zinc. J Am Coll Nutr. 1991;10:38 - 43.

  • 14

    Davidsson L, Cederblad A, Lonnerdal B, et al. The effect of individual dietary components on manganese absorption in humans. Am J Clin Nutr. 1991;54:1065 - 1070.

  • 15

    Lewis NM, Marcus MS, Behling AR, et al. Calcium supplements and milk: effects on acid-base balance and on retention of calcium, magnesium, and phosphorus. Am J Clin Nutr. 1989;49:527 - 533.

  • 16

    Andon MB, Ilich JZ, Tzagournis MA, et al. Magnesium balance in adolescent females consuming a low- or high-calcium diet. Am J Clin Nutr. 1996;63:950 - 953.

  • 17

    Hallberg L. Does calcium interfere with iron absorption? Am J Clin Nutr . 1998;68:3 - 4.

  • 18

    Minihane AM, Fairweather-Tait SJ. Effect of calcium supplementation on daily nonheme-iron absorption and long-term iron status. Am J Clin Nutr . 1998;68:96 - 102.

  • 19

    Cook JD, Dassenko SA, Whittaker P. Calcium supplementation: effect on iron absorption. Am J Clin Nutr. 1991;53:106 - 111.

  • 20

    Dawson-Hughes B, Seligson FH, Hughes VA. Effects of calcium carbonate and hydroxyapatite on zinc and iron retention in postmenopausal women. Am J Clin Nutr. 1986;44:83 - 88.

  • 21

    Read MH, Medeiros D, Bendel R, et al. Mineral supplementation practices of adults in seven western states. Nutr Res. 1986;6:375 - 383.

  • 22

    Sokoll LJ, Dawson-Hughes B. Calcium supplementation and plasma ferritin concentrations in premenopausal women. Am J Clin Nutr. 1992;56:1045 - 1048.

  • 23

    Argiratos V, Samman S. The effect of calcium carbonate and calcium citrate on the absorption of zinc in healthy female subjects. Eur J Clin Nutr. 1994;48:198 - 204.

  • 24

    Spencer H, Kramer L, Norris C, et al. Effect of calcium and phosphorus on zinc metabolism in man. Am J Clin Nutr. 1984;40:1213 - 1218.

  • 25

    Dawson-Hughes B, Seligson FH, Hughes VA. Effects of calcium carbonate and hydroxyapatite on zinc and iron retention in postmenopausal women. Am J Clin Nutr. 1986;44:83 - 88.

  • 26

    Spencer H, Norris C, Osis D. Further studies of the effect of zinc on intestinal absorption of calcium in man. J Am Coll Nutr. 1992;11:561 - 566.

  • 27

    Hwang SJ, Lai YH, Chen HC, et al. Comparisons of the effects of calcium carbonate and calcium acetate on zinc tolerance test in hemodialysis patients. Am J Kid Dis. 1992;19:57 - 60.

  • 28

    Pecoud A, Donzel P, Schelling JL, et al. Effect of foodstuffs on the absorption of zinc sulfate. Clin Pharmacol Ther. 1975;17:469 - 474.

  • 29

    Crowther RS, Marriott C. Counter-ion binding to mucus glycoproteins. J Pharm Pharmacol. 1984;36:21 - 26.

  • 30

    Buckley LM, Leib ES, Cartularo KS, et al. Calcium and vitamin D 3 supplementation prevents bone loss in the spine secondary to low-dose corticosteroids in patients with rheumatoid arthritis.A randomized, double-blind, placebo-controlled trial. Ann Intern Med. 1996;125:961 - 968.

  • 31

    Reid IR, Ibbertson HK. Calcium supplements in the prevention of steroid-induced osteoporosis. Am J Clin Nutr. 1986;44:287 - 290.

  • 32

    Homik J, Suarez-Almazor ME, Shea B, et al. Calcium and vitamin D for corticosteroid-induced osteoporosis. Cochrane Database Syst Rev. 2000;(2):CD000952.

  • 33

    Aarskog D, Aksnes L, Markestad T, et al. Heparin-induced inhibition of 1,25-dihydroxyvitamin D formation. Am J Obstet Gynecol. 1984;148:1141 - 1142.

  • 34

    Haram K, Hervig T, Thordarson H, et al. Osteopenia caused by heparin treatment in pregnancy. Acta Obstet Gynecol Scand. 1993;72:674 - 675.

  • 35

    Wise PH, Hall AJ. Heparin-induced osteopenia in pregnancy. Br Med J. 1980;281:110 - 111.

  • 36

    Brodie MJ, Boobis AR, Dollery CT, et al. Rifampicin and vitamin D metabolism. Clin Pharmacol Ther. 1980;27:810 - 814.

  • 37

    Brodie MJ, Boobis AR, Hillyard CJ, et al. Effect of isoniazid on vitamin D metabolism and hepatic monooxygenase activity. Clin Pharmacol Ther. 1981;30:363 - 367.

  • 38

    Williams SE, Wardman AG, Taylor GA, et al. Long term study of the effect of rifampicin and isoniazid on vitamin D metabolism. Tubercle. 1985;66:49 - 54.

  • 39

    Wahl TO, Gobuty AH, Lukert BP. Long-term anticonvulsant therapy and intestinal calcium absorption. Clin Pharmacol Ther. 1981;30:506 - 512.

  • 40

    Weinstein RS, Bryce GF, Sappington LJ, et al. Decreased serum ionized calcium and normal vitamin D metabolite levels with anticonvulsant drug treatment. J Clin Endocrinol Metab . 1984 ; 58:1003 - 1009.

  • 41

    Hahn TJ, Hendin BA, Scharp CR. Effect of chronic anticonvulsant therapy on serum 25-hydroxycalciferol levels in adults. N Engl J Med. 1972;287:900 - 904.

  • 42

    Jubiz W, Haussler MR, McCain TA, et al. Plasma 1,25-dihydroxyvitamin D levels in patients receiving anticonvulsant drugs. J Clin Endocrinol Metab. 1977;44:617 - 621.

  • 43

    Williams C, Netzloff M, Folkerts L, et al. Vitamin D metabolism and anticonvulsant therapy: effect of sunshine on incidence of osteomalacia. South Med J. 1984;77:834 - 836.

  • 44

    Brodie MJ, Boobis AR, Dollery CT, et al. Rifampicin and vitamin D metabolism. Clin Pharmacol Ther. 1980;27:810 - 814.

  • 45

    Tomita S, Ohnishi J, Nakano M, et al. The effects of anticonvulsant drugs on vitamin D 3 -activating cytochrome P -450-linked monooxygenase systems. J Steroid Biochem Mol Biol. 1991;39:479 - 485.

  • 46

    Carter BL, Garnett WR, Pellock JM, et al. Effect of antacids on phenytoin bioavailability. Ther Drug Monit. 1981;3:333 - 340.

  • 47

    McElnay JC, Uprichard G, Collier PS. The effect of activated dimethicone and a proprietary antacid preparation containing this agent on the absorption of phenytoin. Br J Clin Pharmacol. 1982;13:501 - 505.

  • 48

    Cumming RG. Calcium intake and bone mass: a quantitative review of the evidence. Calcif Tissue Int . 1990;47:194 - 201.

  • 49

    Dawson-Hughes B, Dallal GE, Krall EA, et al. A controlled trial of the effect of calcium supplementation on bone density in postmenopausal women. N Engl J Med . 1990;323:878 - 883.

  • 50

    Peacock M, Liu G, Carey M, et al. Effect of calcium or 25OH vitamin D 3 dietary supplementation on bone loss at the hip in men and women over the age of 60. J Clin Endocrinol Metab. 2000;85:3011 - 3019.

  • 51

    Prince RL. Diet and the prevention of osteoporotic fractures [editorial]. N Engl J Med . 1997;337:701 - 702.

  • 52

    Nieves JW, Komar L, Cosman F, et al. Calcium potentiates the effect of estrogen and calcitonin on bone mass: review and analysis. Am J Clin Nutr . 1998;67:18 - 24.

  • 53

    Lloyd T, Andon MB, Rollings N, et al. Calcium supplementation and bone mineral density in adolescent girls. JAMA . 1993;270:841 - 844.

  • 54

    Dawson-Hughes B, Harris SS, Krall EA, et al. Effect of withdrawal of calcium and vitamin D supplements on bone mass in elderly men and women. Am J Clin Nutr. 2000;72:745 - 750.

  • 55

    Barr SI, Petit MA, Vigna YM, et al. Eating attitudes and habitual calcium intake in peripubertal girls are associated with initial bone mineral content and its change over 2 years. J Bone Miner Res. 2001;16:940 - 947.

  • 56

    Thys-Jacobs S, Starkey P, Bernstein D, et al. Calcium carbonate and the premenstrual syndrome: effects on premenstrual and menstrual symptoms. Premenstrual Syndrome Study Group. Am J Obstet Gynecol . 1998;179:444 - 452.

  • 57

    Thys-Jacobs S, Silverton M, Alvir J, et al. Reduced bone mass in women with premenstrual syndrome. J Women's Health . 1995;4:161 - 168.

  • 58

    Lee SJ, Kanis JA. An association between osteoporosis and premenstrual symptoms and postmenopausal symptoms. Bone Miner . 1994;24:127 - 134.

  • 59

    Baron JA, Beach M, Mandel JS, et al. Calcium supplements for the prevention of colorectal adenomas. Calcium Polyp Prevention Study Group. N Engl J Med . 1999;340:101 - 107.

  • 60

    Cappuccio FP, Elliot P, Allender PS, et al. Epidemiologic association between dietary calcium intake and blood pressure: a meta-analysis of published data. Am J Epidemiol . 1995;142:935 - 945.

  • 61

    Van Leer EM, Seidell JC, Kromhout D. Dietary calcium, potassium, magnesium and blood pressure in the Netherlands. Int J Epidemiol . 1995;24:1117 - 1123.

  • 62

    Bostick RM, Fosdick L, Grandits GA, et al. Effect of calcium supplementation on serum cholesterol and blood pressure: a randomized, double-blind, placebo-controlled, clinical trial. Arch Fam Med. 2000;9:31 - 39.

  • 63

    Bell L, Halstenson CE, Halstenson CJ, et al. Cholesterol-lowering effects of calcium carbonate in patients with mild to moderate hypercholesterolemia. Arch Intern Med . 1992;152:2441 - 2444.

  • 64

    Bostick RM, Fosdick L, Grandits GA, et al. Effect of calcium supplementation on serum cholesterol and blood pressure: a randomized, double-blind, placebo-controlled, clinical trial. Arch Fam Med. 2000;9:31 - 39.

  • 65

    Thys-Jacobs S, Donovan D, Papadopoulos A, et al. Vitamin D and calcium dysregulation in the polycystic ovarian syndrome. Steroids. 1999;64:430 - 435.

  • 66

    Levine RJ, Hauth JC, Curet LB, et al. Trial of calcium to prevent preeclampsia. N Engl J Med . 1997;337:69 - 76.

  • 67

    Villar J, Belizan JM. Same nutrient, different hypotheses: disparities in trials of calcium supplementation during pregnancy. Am J Clin Nutr. 2000;71(suppl):1375S - 1379S.

  • 68

    Crowther CA, Hiller JE, Pridmore B, et al. Calcium supplementation in nulliparous women for the prevention of pregnancy-induced hypertension, preeclampsia and preterm birth: an Australian randomized trial. FRACOG and the ACT Study Group. Aust N Z J Obstet Gynaecol. 1999;39:12 - 18.

  • 69

    Hertz-Picciotto I, Schramm M, Watt-Morse M, et al. Patterns and determinants of blood lead during pregnancy. Am J Epidemiol . 2000;152:829 - 837.

  • 70

    Bauman WA, Shaw S, Jayatilleke E, et al. Increased intake of calcium reverses vitamin B12 malabsorption induced by metformin. Diabetes Care. 2000;23:1227 - 1231.

  • 71

    Chao D, Espeland MA, Farmer D, et al. Effect of voluntary weight loss on bone mineral density in older overweight women. J Am Geriatr Soc. 2000;48:753 - 759.

  • 72

    Davies KM, Heaney RP, Recker RR, et al. Calcium intake and body weight. J Clin Endocrinol Metab . 2000;85:4635 - 4638.

  • 73

    Cumming RG. Calcium intake and bone mass: a quantitative review of the evidence. Calcif Tissue Int . 1990;47:194 - 201.

  • 74

    Dawson-Hughes B, Dallal GE, Krall EA, et al. A controlled trial of the effect of calcium supplementation on bone density in postmenopausal women. N Engl J Med . 1990;323:878 - 883.

  • 75

    Peacock M, Liu G, Carey M, et al. Effect of calcium or 25OH vitamin D 3 dietary supplementation on bone loss at the hip in men and women over the age of 60. J Clin Endocrinol Metab. 2000;85:3011 - 3019.

  • 76

    Prince RL. Diet and the prevention of osteoporotic fractures [editorial]. N Engl J Med . 1997;337:701 - 702.

  • 77

    Dawson-Hughes B, Harris SS, Krall EA, et al. Effect of withdrawal of calcium and vitamin D supplements on bone mass in elderly men and women. Am J Clin Nutr. 2000;72:745 - 750.

  • 78

    Nieves JW, Komar L, Cosman F, et al. Calcium potentiates the effect of estrogen and calcitonin on bone mass: review and analysis. Am J Clin Nutr . 1998;67:18 - 24.

  • 79

    Lloyd T, Andon MB, Rollings N, et al. Calcium supplementation and bone mineral density in adolescent girls. JAMA . 1993;270:841 - 844.

  • 80

    Barr SI, Petit MA, Vigna YM, et al. Eating attitudes and habitual calcium intake in peripubertal girls are associated with initial bone mineral content and its change over 2 years. J Bone Miner Res. 2001;16:940 - 947.

  • 81

    Lloyd T, Chinchilli VM, Johnson-Rollings N, et al. Adult female hip bone density reflects teenage sports - exercise patterns but not teenage calcium intake. Pediatrics. 2000;106:40 - 44.

  • 82

    Koo WW, Walters JC, Esterlitz J, et al. Maternal calcium supplementation and fetal bone mineralization. Obstet Gynecol. 1999;94:577 - 582.

  • 83

    Homik J, Suarez-Almazor ME, Shea B, et al. Calcium and vitamin D for corticosteroid-induced osteoporosis. Cochrane Database Syst Rev. 2000;(2):CD000952.

  • 84

    Buckley LM, Leib ES, Cartularo KS, et al. Calcium and vitamin D 3 supplementation prevents bone loss in the spine secondary to low-dose corticosteroids in patients with rheumatoid arthritis. A randomized, double-blind, placebo-controlled trial. Ann Intern Med. 1996;125:961 - 968.

  • 85

    Kruger MC, Coetzer H, de Winter R, et al. Calcium, gamma-linolenic acid and eicosapentaenoic acid supplementation in senile osteoporosis. Aging (Milano). 1998;10:385 - 394.

  • 86

    Bassey EJ, Littlewood JJ, Rothwell MC, et al. Lack of effect of supplementation with essential fatty acids on bone mineral density in healthy pre- and postmenopausal women: two randomized controlled trials of Efacal v. calcium alone. Br J Nutr. 2000;83:629 - 635.

  • 87

    Thys-Jacobs S, Starkey P, Bernstein D, et al. Calcium carbonate and the premenstrual syndrome: effects on premenstrual and menstrual symptoms. Premenstrual Syndrome Study Group. Am J Obstet Gynecol . 1998;179:444 - 452.

  • 88

    Thys-Jacobs S, Ceccarelli S, Bierman A, et al. Calcium supplementation in premenstrual syndrome: a randomized crossover trial. J Gen Intern Med . 1989;4:183 - 189.

  • 89

    Penland JG, Johnson PE. Dietary calcium and manganese effects on menstrual cycle symptoms. Am J Obstet Gynecol . 1993;168:1417 - 1423.

  • 90

    Baron JA, Beach M, Mandel JS, et al. Calcium supplements for the prevention of colorectal adenomas. Calcium Polyp Prevention Study Group. N Engl J Med . 1999;340:101 - 107.

  • 91

    Hyman J, Baron JA, Dain BJ, et al. Dietary and supplemental calcium and the recurrence of colorectal adenomas. Cancer Epidemiol Biomarkers Prev . 1998;7:291 - 295.

  • 92

    Kearney J, Giovannucci E, Rimm E, et al. Calcium, vitamin D, and dairy foods and the occurrence of colon cancer in men. Am J Epidemiol. 1996;143:907 - 917.

  • 93

    [No authors listed]. Optimal calcium intake. Sponsored by National Institutes of Health Continuing Medical Education. Nutrition . 1995;11:409 - 417.

  • 94

    Curhan GC, Willett WC, Speizer FE, et al. Comparison of dietary calcium with supplemental calcium and other nutrients as factors affecting the risk for kidney stones in women. Ann Intern Med . 1997;126:497 - 504.

  • 95

    Curhan GC, Willett WC, Rimm EB, et al. A prospective study of dietary calcium and other nutrients and the risk of symptomatic kidney stones. N Engl J Med . 1993;328:833 - 838.

  • 96

    Curhan GC, Willett WC, Speizer FE, et al. Comparison of dietary calcium with supplemental calcium and other nutrients as factors affecting the risk for kidney stones in women. Ann Intern Med . 1997;126:497 - 504.

  • 97

    Parivar F, Low RK, Stoller ML. The influence of diet on urinary stone disease. J Urol7 . 1996;155:432 - 440.

  • 98

    Giovannucci E, Rimm EB, Wolk A, et al. Calcium and fructose intake in relation to risk of prostate cancer. Cáncer Res. 1998;58:442 - 447.

  • 99

    Chan JM, Giovannucci E, Andersson SO, et al. Dairy products, calcium, phosphorous, vitamin D, and risk of prostate cancer (Sweden). Cancer Causes Control. 1998;9:559 - 566.

  • 100

    Giovannucci E. Dietary influences of 1,25(OH)2 vitamin D in relation to prostate cancer: a hypothesis. Cancer Causes Control. 1998;9:567 - 582.

  • 101

    Bar-Or D, Gasiel Y. Calcium and calciferol antagonise effect of verapamil in atrial fibrillation. Br Med J (Clin Res Ed). 1981;282:1585 - 1586.

  • 102

    Gaby AR. Aluminum: The ubiquitous poison. Nutr Healing. 1997;4:3 - 4, 11.

  • 103

    Walker JA, Sherman RA, Cody RP. The effect of oral bases on enteral aluminum absorption. Arch Intern Med. 1990;150:2037 - 2039.

  • 104

    [No authors listed]. Preliminary findings suggest calcium citrate supplements may raise aluminum levels in blood, urine. Fam Pract News. 1992;22:74 - 75.

  • 105

    Weberg R, Berstad A. Gastrointestinal absorption of aluminium from single doses of aluminium containing antacids in man. Eur J Clin Invest. 1986;16:428 - 432.

  • 106

    Nolan CR, Califano JR, Butzin CA. Influence of calcium acetate or calcium citrate on intestinal aluminum absorption. Kidney Int. 1990;38:937 - 941.

  • 107

    Slanina P, Frech W, Bernhardson A, et al. Influence of dietary factors on aluminium absorption and retention in the brain and bone of rats. Acta Pharmacol Toxicol(Copenh). 1985;56:331 - 336.

  • 108

    Riis B, Christiansen C. Actions of thiazide on vitamin D metabolism: a controlled therapeutic trial in normal women early in the postmenopause. Metabolism. 1985;34:421 - 424.

  • 109

    Lemann J Jr, Gray RW, Maierhofer WJ, et al. Hydrochlorothiazide inhibits bone resorption in men despite experimentally elevated serum 1,25-dihydroxyvitamin D concentrations. Kidney Int. 1985;28:951 - 958.

  • 110

    Crowe M, Wollner L, Griffiths RA. Hypercalcaemia following vitamin D and thiazide therapy in the elderly. Practitioner. 1984;228:312 - 313.

  • 111

    Gora ML, Seth SK, Bay WH, et al. Milk - alkali syndrome associated with use of chlorothiazide and calcium carbonate. Clin Pharm. 1989;8:227 - 229.

  • 112

    Neuvonen PJ, Kivisto KT, Lehto P. Interference of dairy products with the absorption of ciprofloxacin. Clin Pharmacol Ther. 1991;50:498 - 502.

  • 113

    Minami R, Inotsume N, Nakano M, et al. Effect of milk on absorption of norfloxacin in healthy volunteers. J Clin Pharmacol. 1993;33:1238 - 1240.

  • 114

    Lehto P, Kivisto KT. Different effects of products containing metal ions on the absorption of lomefloxacin. Clin Pharmacol Ther . 1994 ; 56:477 - 482.

  • 115

    Dudley MN, Marchbanks CR, Flor SC, et al. The effect of food or milk on the absorption kinetics of ofloxacin. Eur J Clin Pharmacol. 1991;41:569 - 571.

  • 116

    Flor S, Guay DR, Opsahl JA, et al. Effects of magnesium-aluminum hydroxide and calcium carbonate antacids on bioavailability of ofloxacin. Antimicrob Agents Chemother. 1990;34:2436 - 2438.

  • 117

    Butner LE, Fulco PP, Feldman G. Calcium carbonate-induced hypothyroidism [letter]. Ann Intern Med . 2000;132:595.

  • 118

    Singh N, Singh PN, Hershman JM. Effect of calcium carbonate on the absorption of levothyroxine. JAMA . 2000;283:2822 - 2825.

  • 119

    Dietary Reference Intakes for Calcium, Phosphorus, Magnesium, Vitamin D, and Fluoride (1997). Available at www.nap.edu. Accessed October 4, 2001.

  • 120

    Borghi L, Schianchi T, Meschi T, et al. Comparison of two diets for the prevention of recurrent stones in idiopathic hypercalciuria. N Engl J Med . 2002;346:77 - 84.

  • 121

    Recker RR. Calcium absorption and achlorhydria. N Engl J Med7 . 1985;313:70-73.

  • 122

    Heaney RP, Dowell MS, Bierman J, et al. Absorbability and cost effectiveness in calcium supplementation. J Am Coll Nutr. 2001;20(3):239-246.

  • 123

    Heaney RP, Dowell MS, Barger-Lux MJ. Absorption of calcium as the carbonate and citrate salts, with some observations on method. Osteoporos Int. 1999;9:19-23.

  • 124

    Reid IR, Mason B, Horne A, et al. Effects of calcium supplementation on serum lipid concentrations in normal older women: A randomized controlled trial. Am J Med. 2002;112:343-347.

  • 125

    Dawson-Hughes B, Harris S. Calcium intake influences the association of protein intake with rates of bone loss in elderly men and women. Am J Clin Nutr . 2002;75:773-779.

  • 126

    Porsti I, Makynen H. Dietary calcium intake: effects on central blood pressure control. Semin Nephrol. 1995;15:550-563.

  • 127

    Griffith LE, Guyatt GH, Cook RJ, Bucher HC, Cook DJ. The influence of dietary and nondietary calcium supplementation on blood pressure: an updated metaanalysis of randomized controlled trials. Am J Hypertens . 1999;12(1 Pt 1):84-92.

  • 128

    Narva M, Karkkainen M, Poussa T, et al. Caseinphosphopeptides in milk and fermented mild do not affect calcium metabolism acutely in postmenopausal women. J Am Coll Nutr. 2003;22:88-93.

  • 129

    Tahiri M, Tressol JC, Arnaud J, et al. Effect of short-chain fructooligosaccharides on intestinal calcium absorption and calcium status in postmenopausal women: a stable-isotope study. Am J Clin Nutr. 2003;77:449-457.

  • 130

    Barr SI. Increased dairy product or calcium intake: is body weight or composition affected in humans? J Nutr. 2003;133:245S-248S.

  • 131

    Hernandez-Avila M, Gonzalez-Cossio T, Hernandez-Avila JE, et al. Dietary calcium supplements to lower blood lead levels in lactating women: a randomized, placebo-controlled trial. Epidemiology. 2003;14:206-121.

  • 132

    Heller HJ, Doerner MF, Brinkley LJ, et al. Effect of dietary calcium on stone forming propensity. J Urol. 2003;169:470-474.